Conclusiones sobre los programas de entrenamiento basados en nuevas tecnologías.

22 Noviembre 2016

Frente a los métodos tradicionales de entrenamiento cognitivo, en los últimos años se ha producido un auge en el uso de nuevas tecnologías (ordenadores, tablets, smartphones...) como herramientas atractivas y ventajosas de presentar las actividades de optimización.
¿Por qué usar STIMULUS?
Entre algunas de sus ventajas se encuentran la posibilidad de individualizar el tratamiento a las necesidades de la persona (al permitir gestionar y variar los materiales de la intervención), la posibilidad de dar retroalimentación inmediata sobre la ejecución, la utilización de estímulos que resultan atractivos y motivantes, el bajo coste de implementar este tipo de entrenamiento, la posibilidad de hacer un seguimiento a distancia.

Los programas revisados se pueden analizar en función de la población a la que van dirigidos, la variedad de habilidades cognitivas que entrenan, el tipo de tarea que incluyen, el atractivo de la interfaz y aspectos motivacionales, así como por la evidencia empírica que los apoya.

En cuanto la población a la que van dirigidos, la mayoría de los programas se pueden aplicar en la población general, en mayores, o en personas con deterioro cognitivo leve. Este resultado coincide con la literatura, que indica que el entrenamiento cognitivo es efectivo en este tipo de poblaciones, si bien lo es bastante menos en el caso de personas con demencias en un estado avanzado (Aguirre et al, 2013). En cualquier caso, esta conclusión depende del tipo de entrenamiento, ya que cuando se entrenan estrategias de memoria pueden encontrarse efectos beneficiosos incluso en personas con demencia (Gates et al, 2010).

La variedad de las habilidades cognitivas que se entrenan es también bastante amplia. Esto podría multiplicar las posibilidades de encontrar efectos beneficiosos, ya que en cualquier actividad de la vida cotidiana interviene al mismo tiempo más de una habilidad cognitiva. La investigación realizada sugiere esta misma conclusión, ya que el entrenamiento computerizado en múltiples dominios conduce a mejores resultados (Gates et al, 2010). Frente a estas ventajas, un inconveniente es que no se puede saber cuál es el proceso entrenado que realmente produce las mejores, ni en qué medida o en qué circunstancias, por lo que resulta más complicado diseñar programas que maximicen los efectos del entrenamiento.

Las áreas cognitivas que se entrenan en la mayoría de los programas incluyen la atención, la memoria de trabajo y las funciones ejecutivas. Habida cuenta del uso tan extendido de ejercicios para entrenar estas áreas, la ausencia de alguna de ellas en un programa podría considerarse una carencia.

En menor medida, los programas incluyen ejercicios para entrenar el razonamiento, la velocidad de procesamiento, o el lenguaje. Finalmente, otras áreas menos representadas abarcan desde la percepción auditiva hasta la orientación visoespacial. La inclusión de ejercicios para entrenar este tipo de áreas dependerá de los objetivos del programa.

Otro aspecto que es necesario considerar es el tipo de interfaz utilizada. En la mayoría de los programas revisados, la interfaz es atractiva, e incluye elementos motivacionales tales como informar al usuario de su propio progreso, o darle la opción de elegir el nivel de dificultad.

Finalmente, en cuanto a la evidencia empírica, la mayoría de los programas no han propiciado la realización de estudios específicos sobre su efectividad. Sin embargo, en algunos casos los programas comparten la estructura común, de otros que sí han sido investigados. Esto propicia que la evidencia científica de unos programas pueda generalizarse tentativamente a otros que han sido poco evaluados. Como crítica se podría señalar que esto puede dar lugar a cierto conflicto de intereses, ya que algunos autores son al mismo tiempo autores de los programas y de los artículos científicos.

Administrador
Buscador

Contacto

Suscríbete a nuestras novedades

Déjanos tu e-mail y te mantendremos informado...

Software DELSOL se compromete con la privacidad de tus datos

Te explicamos de manera resumida cómo trataremos tus datos personales.

¿Quién es el Responsable del tratamiento de tus datos?

Software del Sol S. A., con NIF número A-11682879 y domicilio en Geolit, P. Tecnológico. C/ Las Villas 9. 23620. Mengíbar (Jaén). Dirección de correo electrónico: info@sdelsol.com.

¿Con qué finalidad tratamos tus datos personales?

Tratamos la información que nos facilitas con el fin de enviarte información, promoción y publicidad relacionada con nuestros productos y servicios por cualquier medio (postal, email o teléfono). Tranquilo, no te abrumaremos con demasiada información.

¿Por cuánto tiempo conservamos tus datos?

Los datos personales que nos proporciones se conservarán hasta la adjudicación de un puesto de trabajo o no solicites la supresión de los mismos.

¿Cuál es la legitimación para el tratamiento de tus datos?

La base legal para el tratamiento de tus datos está basada en el consentimiento que te solicitamos al recabar esos datos y/o en la necesidad de contar con los mismos para cumplir con la finalidad para los que han sido recabados.

¿Comunicaremos tus datos a terceros?

No, a menos que la ley nos obligue.

¿Cuáles son tus derechos cuando nos facilitas tus datos?

Tienes derecho a obtener confirmación sobre si en SOFTWARE DELSOL S.A. estamos tratando tus datos personales, por tanto, tienes derecho a acceder a tus datos personales, rectificar los datos inexactos o solicitar su supresión cuando los datos ya no sean necesarios.

Si quieres conocer con más detalle cómo tratamos tus datos consulta nuestra Política de Privacidad.

© Copyright 2019 | Política de privacidad | Cookies | Desarrollo web: Software DELSOL

InicioContacto
Utilizamos cookies propias y de terceros de análisis de uso y medición para mejorar la experiencia de uso y contenidos de nuestra web. Al continuar con la navegación entendemos que aceptas nuestra política de cookies. Recuerda que puedes modificar esta configuración.
INDICE