Tecnologías para el Parkinson

21 Febrero 2017

Poco a poco nos vamos acostumbrando a ser usuarios de una gran cantidad de gadgets tecnológicos como por ejemplo relojes que controlan nuestro pulso y nos ayudan a mejorar nuestro entrenamiento.

Por suerte cada vez hay más dispositivos que trabajan para mejorar la vida de las personas, hoy nos vamos a centrar en artilugios que tratan de mejorar la vida de las personas con enfermedad de Parkinson.

 

Sobre el Parkinson

¿Qué es?

La enfermedad de Parkinson es a día de hoy la segunda enfermedad neurodegenerativa con más prevalencia en el mundo, justo detrás del Alzheimer. No existe a día de hoy una cura para la enfermedad, y a diferencia del alzheimer su progresión no afecta tanto al deterioro cognitivo (aunque en estadios avanzados se puede observar pérdida de atención y problemas para la planificación) como al deterioro motor, produciendo los temblores involuntarios que todos asociamos a la enfermedad así como rigidez de los miembros y problemas de equilibrio.

 

¿Cuál es el origen de la enfermedad?

A diferencia de otras enfermedades de este tipo no hay estudios que consigan poner de manifiesto factores de riesgo ambientales (como dieta o hábitos de vida) que aumenten o disminuyan las probabilidades de padecer la enfermedad. Lo que sí se sabe es que la enfermedad ataca a la masa negra del cerebro, lo que disminuye la cantidad de dopamina en el organismo que desemboca en el declive motor.

Además, aunque es una enfermedad que se desarrolla principalmente en personas mayores, cerca del 70% de los nuevos diagnósticos aparecen en personas de más de 65 años, diferentes estudios determinan que entre 1 y 2 de cada 10 nuevos diagnósticos afectan a personas de menos de 50 años.

 

¿Hasta qué punto impacta esta enfermedad en las personas?

El Parkinson evoluciona a ritmos muy dispares en cada persona, produciendo unos síntomas muy leves al principio, que se pueden llegar a confundir con estrés, hasta en su última fase, incapacitar al afectado para moverse por sí mismo (aunque es cierto que el 85% de los enfermos no llegan a desarrollar la enfermedad hasta este extremo.)

La buena noticia es que la enfermedad de Parkinson no es mortal de forma directa, aunque sí que aumenta los factores de riesgo debido a problemas respiratorios, riesgo de caída e incluso una pérdida de calidad en la alimentación debido a las dificultades para comer.

Los esfuerzos por tanto se centran actualmente el ralentizar el progreso de la enfermedad y prolongar lo máximo posible la autonomía de los pacientes desde diferentes frentes:

    • Por medio de fármacos que entre otras cosas estimulan la producción o absorción de dopamina.
    • Mediante ejercicios que ayuden a mantener la actividad de los pacientes como ejercicio físico y sesiones de estimulación cognitiva.
    • Por último, y al hilo de lo que se ha comentado en la introducción, se están diseñando utensilios de base tecnológica capaces de promover la independencia de los afectados, como los cinturones que detectan caídas o las cucharas que anulan temblores.

 

Tecnologías para mejorar la calidad de vida a los afectados de Parkinson

 

¿Qué opciones existen en el mercado?

En concreto las cucharas anti-temblores se comercializan desde hace algún tiempo. Hay dos marcas que destacan en el sector y son liftware, una marca que pertenece a google  y gyenno. Ambas cucharas tienen una apariencia similar, formada por un mango ergonómico bastante grueso y fácil de sujetar y una serie de cubiertos (actualmente cuchara y tenedor) que se pueden insertar en el mango.

 

¿Cómo consiguen estos dispositivos anular los temblores?

Cada uno de los dispositivos tiene patentes distintas y utiliza su propio algoritmo pero el funcionamiento básico es el mismo. El mango tiene unos sensores capaces de detectar el movimiento y un procesador que se encarga, mediante un algoritmo, de distinguir los movimientos voluntarios de los involuntarios. Una vez identificados los movimientos involuntarios el procesador activa unos pequeños motores que hacen que la cuchara se mueva en sentido opuesto manteniendo el movimiento estable, esto por supuesto es posible gracias a que este proceso se realiza a una alta frecuencia.

 

¿Qué efectividad tienen?

Tienen sus limitaciones, pero el resultado en la mayoría de los casos es el esperado. Gyenno por ejemplo advierte que su cuchara pierde mucha efectividad si la amplitud de los espasmos es superior a 7cm. Si la amplitud es menor especifica que reduce los temblores en un 85% cosa que realmente puede marcar la diferencia entre no poder comer una sopa o comerla de forma totalmente autónoma. Por otro lado Liftware asegura conseguir una reducción de los temblores de un 76%, cantidad también más que suficiente que además se apoya en un estudio clínico.

Estos dispositivos son sólo un ejemplo de lo que la tecnología puede hacer por mejorar la vida diaria de las personas, aumentando la autonomía y mejorando por tanto la autoestima, pero hay muchos más, ya sea en versión comercial o en desarrollo que pueden detectar por ejemplo que una persona se ha caído y alertar a emergencias o incluso avisar si detecta que es necesario ir al retrete.

 

Referencias

  1. A noninvasive handheld assistive device to accommodate essential tremor: A pilot study
  2. Informe de la Fundación del Cerebro sobre el impacto social de la enfermedad de Parkinson en España.
  3. Medline Plus- Enfermedad de Parkinson
  4. Asociación Parkinson Madrid - Definición
Administrador
Buscador

Contacto

Suscríbete a nuestras novedades

Déjanos tu e-mail y te mantendremos informado...

Utilizamos cookies propias y de terceros de análisis de uso y medición para mejorar la experiencia de uso y contenidos de nuestra web. Al continuar con la navegación entendemos que aceptas nuestra política de cookies. Recuerda que puedes modificar esta configuración.
INDICE